fbpx
relaciones

Relaciones: Reconoce tu umbral de sufrimiento y reacciona

Las relaciones humanas, tan sencillas y complicadas a la vez, en especial cuando se trata de evaluarlas desde un prisma equivocado. Lo paradójico del tema, es que todos sabemos cuál es el prisma correcto, y no estamos dispuestos a evaluar cualquier otra opinión distinta de la nuestra.

Accederé gustosamente a comentar contigo y con cualquiera, cuál es mi criterio y el juicio que se desprende del mismo, en cualquier interacción entre dos o más personas, pero jamás de los jamases, me pondré en tu lugar y aceptaré que quizá mi perspectiva no es la correcta y menos aún que tú tienes razón, eso ni pensarlo. Pero, ¿a qué me refiero realmente?

Acomódate que son varias las explicaciones que se cruzan entre sí…
El egoísmo interior nos nubla la vista, y la incapacidad de ser flexibles en nuestros pensamientos provoca que estemos más a gusto en nuestra zona más placentera, donde las aguas están en calma y nada escapa a nuestro control.

Porque cambiar levemente cualquier pequeño detalle en nuestro cuadro, puede provocar un caos de orientación en el mismo, lo cual genera parálisis e inseguridad.

Pero no te preocupes, esto no significa que debes darle la razón a todo el mundo, significa que para ser más sabio, respetuoso y humilde (maravillosos adjetivos y muy deseables por cierto en toda persona que se precie), debes ser capaz de escuchar la visión y argumentos que sustenten esa teoría de otra persona, y ser capaz además de replantearte tu propia postura de forma honesta

Debes ser capaz  de replantearte tu propia postura de forma honesta. 

Esta es la mejor forma de enriquecerte de las personas que te importan de verdad, y enriquecer a su vez el mundo que te rodea. Y así llegamos al punto de inflexión entre dos personas que se hayan en un conflicto en su relación de pareja….

Todo lo anterior cobra sentido, cuando sumas otras reflexiones que vienen a continuación, ya que todas añaden y ninguna resta, por eso es tan complicado reconducir una pareja llegado un momento dado, porque son muchas variables y no todas están a tu alcance. Es cosa de dos, y esto es válido en parejas de todo tipo, incluidas las amistades.

¿Cómo hemos llegado a esto?

Frase célebre donde las haya para anunciar o “anunciarte”, que la situación actual es insostenible y que necesitas un cambio. Nada volverá a ser igual a partir de este momento, pero de ti depende, cómo será el cambio que estás a punto de experimentar. Y es que todos tenemos un listado perfectamente claro sobre las cosas que debería cambiar mi compañer@ para que yo fuera feliz y nuestra relación sea perfecta. A todos nos gusta y nos sienta muy bien el traje de juez, y pocos o ninguno, tenemos la valentía de ponernos el traje de culpable y pensar en enmendar nuestra parte.

Si el efecto mariposa existe como así parece…

¿Cuál estará siendo mi comportamiento, para recibir de mi pareja semejante nivel de cariño, afecto, amor, etc…?

Esta frase empieza a parecer un síntoma honesto de acercamiento, pero no es el único y mucho menos suficiente. Debes ser capaz de evaluar qué necesitas o anhelas de tu pareja y de qué forma se lo estás haciendo saber.

Esto es tremendamente importante como lo es la comunicación básica entre dos personas, y también lo es saber qué tipo de persona eres cuando estás con él o ella y si estás orgullos@ de lo que ves.  Sé que son muchas cosas, pero hay más, claro.

La situación de Stop, suele producirse por un hecho concreto o acumulación de estos que identificamos como mi “umbral particular de sufrimiento” y por el que ahora sí no estás dispuest@ a pasar.

Si has llegado a este punto, permíteme que te diga que es muy muy tarde para reconducir la situación, pero no es imposible…

¿Quieres saber cómo?  Te daré unas pinceladas humildes según mi experiencia.

No puede haber un inicio de reconciliación desde otro punto de partida, que no sea desde el AMOR más profundo, y la más absoluta GENEROSIDAD. Esta es la condición “Sine qua non” de toda reconciliación honesta y duradera en el tiempo.

Porque no es lo mismo decir: “Te perdono” o “Perdóname”, que hacerlo de verdad.

Cuantas más veces te hayas callado, engañado o convencido, más difícil será el proceso.

Ya que sentir odio y resentimiento hacia la otra persona en estos momentos es lo mas natural del mundo, ya que sólo puede dañarte en los mas profundo de tu ser, a quien realmente le has otorgado el privilegio de llegar ahí y permanecer allí por un tiempo. Y esto ya es una señal para valorar lo mucho que nos debe importar esa persona. Seguro que además, te invade un profundo miedo si imaginas una vida sin él o ella, nueva señal de alarma por la que vale la pena luchar.

Créeme, duele y mucho, pero tanto si lo consigues como si no, una cosa es cierta. Serás más feliz tras el proceso, y valorarás como tu mayor tesoro tu relación o la falta de ella, ya que la persona que resulta de todo esto, es mas segura, generosa, sabia y completa. Lo cual predispone a tener lo que yo llamo:

“Una relación en la que estás en deuda eterna”.

Sin duda es la situación más deseable entre dos personas, y todo lo anterior vale la pena si llegas a esto… Sentir que otra persona te da tanto en todos los sentidos, que deseas devolver parte de lo recibido constantemente. De tal forma que buscas una caricia, una pequeña nota de amor en la taza de café para sorprenderl@ cuando despierte, enviarle una canción bonita al móvil, darle un abrazo inesperado, decir te quiero muchas veces, animarle a ser mejor persona, hacer un pequeño sacrificio para que esa persona haga deporte, comparta tiempo con los niños, escriba, lea… Hay tantos ejemplos… sólo sé que sentir que la otra persona hace esto por ti, multiplicado por mil cada día, hace que sientas que das menos de lo que recibes. Así te esfuerzas en dar más para estar a la altura y corresponderle. La otra persona también cree que recibe demasiado de ti, y se esfuerza aún más en darte el amor que recibe…¿Ves la espiral?  ¿No te parece maravilloso vivir así una relación? ¿Entiendes por qué decía Amor y Generosidad? Esto te hace sentir dichoso de verdad.

Es más fácil de lo que imaginas, porque quien regala es quien más recibe.

El verdadero regalo siempre está en las manos de quien entrega, y tú decides qué quieres tener en las manos para tus seres queridos, tus hijos, pareja.

El amor es algo gratuito que tenemos en nuestro poder. El amor es lo que verdaderamente mueve el mundo. Y ¿sabes una cosa?, “es necesario para estar y sentirse en deuda”

¿Te apetece estar en deuda?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Información básica sobre protección de datos Ver más

  • Responsable Abel Pérez Vázquez.
  • Finalidad  Moderar los comentarios.
  • Legitimación Tu consentimiento.
  • Destinatarios  Sered.net.
  • Derechos Acceder, rectificar y suprimir los datos.
  • Información Adicional Puedes consultar la información detallada en la Política de Privacidad.

Esta web utiliza cookies. Puedes ver aquí la Política de Cookies    Más información
Privacidad
Abrir chat